Andy Puddicombe: Basta con 10 minutos de conciencia

Inspiracion al talentoEn esta conferencia Ted, Andy Puddicombe nos habla de como el frenesí de la vida actual nos lleva a vivir una vida sin descanso. Tenemos una mente desbordada por los pensamientos, una mente esclava de los mismos. Los plazos, las urgencias, las preocupaciones, las culpas del pasado y los miedos al futuro nos atrapan, no alejan de poder vivir el momento presente. Andy nos dice que no sabemos parar, no sabemos no hacer nada, nos sabemos recibir lo que ocurre a nuestro alrededor sin que nuestra atención, salte cual caballo desbocado de un asunto al otro, de una tarea a la siguiente. No sabemos vivir.

Hemos olvidado nuestra mente, la hemos descuidado, centrándonos en logros, posesiones, conquistas, éxitos. . . O bien en evitar fracasos, desprecios, soledad, pobreza, miedo. Llenamos muestra mente para no enfrentarnos a nosotros mismos, llenamos nuestra mente intentando vivir y ser felices, pero por esos mismo nos hacemos desgraciados.

Vivimos agobiados, sin saber la mas de la veces el motivo de lo que hacemos, que es lo que sentimos, y porque ya no soñamos. Vivimos una vida estresada y light de la cual creemos no tener escapatoria, pero nosotros somos los únicos carceleros de nuestra prisión.

Andy nos cuenta como mediante la meditación, mediante el desarrollo de una competencia tan necesaria en nuestro mudo actual como el mindfulness fue capaz de superar los tiempos adversos. Frente a la crisis, decidió hacerse monje y estudiar meditación. Nuestras otras opciones son deprimirnos, apoyarnos en los que nos quieren, adormecernos mediante medicamentos o drogas, convertirnos en autómatas del trabajo, huir.

Nos cuenta, que en su aprendizaje consiguió centrarse en el aquí y ahora, ese que es realmente el único momento en el que vivimos plenamente, ese que no volverá. La meditación focaliza la atención, evita que los pensamientos obsesivos nos arrastren, que las emociones nos anclen y esclavicen. La meditación nos acerca a estar vivos.

Hubo un trabajo de investigación que salió de Harvard, recientemente, que dice que en promedio nuestras mentes se pierden en pensamientos casi 47% del tiempo. Cuarenta y siete por ciento. Al mismo tiempo, este tipo de constante vagabundeo de la mente también es una causa directa de la infelicidad. Ahora, no estamos aquí por mucho tiempo de todos modos, pero gastar casi la mitad de nuestra vida perdidos en pensamientos ypotencialmente muy infelices, no sé, es sólo que parece un tanto trágico, en realidad, especialmente cuando hay algo que podemos hacer al respecto, cuando hay una técnica positiva, práctica, realizable, y científicamente comprobada que permite que nuestra mente sea más saludable, para ser más consciente y menos distraídos.

Andy refuta uno de los mitos de la meditación, por la que se piensa que esta nos aleja de los sentimientos y se convierte en guardiana de nuestros pensamientos. La meditación hace que no nos identifiquemos con ellos, que desde el papel del observador vemos las cosas desde una perspectiva más amplia, y con una atención a lo que ocurre en el momento presente más plena.

Y para eso es que son estos, en caso de que se hayan estado preguntando porque la mayoría de la gente supone que la meditación tiene que ver con detener los pensamientos, deshacerse de las emociones, de alguna manera controlar la mente, pero en realidad es bastante diferente de eso. Se trata más de dar un paso atrás,ver claramente el pensamiento, viéndolo ir y venir, el vaivén de las emociones sin juzgar, pero con una mente relajada y concentrada.

Por tanto la meditación nos ofrece la posibilidad de ver nuestra mente y el mundo que nos rodea desde una perspectiva diferente al observarla meditando:  Pueden encontrar una mente que es muy inquieta todo el tiempo. No se sorprendan si sienten su cuerpo un poco agitado cuando se sientan a hacer nada y su mente se siente de esa manera. Pueden encontrar una mente que es muy insípida y aburrida, y es sólo, casi mecánica, que parece como si sólo se levantas, van al trabajo, comen, duermen, se levantan, trabajan. O puede ser ese pequeño pensamiento molestoso que sólo da vueltas y vueltas y vueltas por su mente. Bueno, sea lo que sea, la meditación ofrece la oportunidad, la posibilidad de dar un paso atrás y obtener una perspectiva diferente, ver que las cosas no siempre son lo que parecen. 

Para concluir Andy, nos dice algo, que nuestro fuero interno todos sabemos, pero que raramente aplicamos, nosotros solamente podemos actuar sobre nosotros mismos y más concretamente sobre nuestras experiencias. Para cambiar la forma en que experimentamos las cosas debemos educar nuestra mente, debemos desarrollar la competencia del mindfulness y aprender a estar aquí y ahora. Si queremos ser proactivos debemos cambiarnos a nosotros, puesto que como en la canción de Serrat “Nunca es triste la verdad lo que no tiene es remedio”.

No podemos cambiar cada cosa que nos sucede en la vida, pero podemos cambiar la forma en que lo experimentamos. Ese es el potencial de la meditación, de la atención plena.

 No tienen que quemar incienso, y definitivamente no tienen que sentarse en el piso. Lo único que tienes que hacer es sacar 10 minutos al día para dar un paso atrás, familiarizarte con el momento presente para que puedan experimentar un mayor sentido de concentracion, calma y claridad en tu vida,

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Meditación, Mindfulness y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s